Nuevo contacto módulo Philae con misión Rosetta

Philae-posicion

El pasado lunes 15 de junio 2015, el módulo Philae realizó un nuevo contacto con la misión Rosetta.

Este nuevo contacto, tras el realizado el sábado 13, da señales de que el módulo podría estar operativo.

Se ha comprobado el correcto funcionamiento de al menos 8 de los instrumentos instalados en el módulo.

philae-over-a-cometLa situación actual es de optimismo, tras retomarse los contactos con el módulo siete meses después de que este entrase en un estado de “hibernación”, debido a que finalmente el aterrizaje no se produjo en la zona programada y nombrada como “Agilkia(toma el nombre de la isla griega donde se encuentra el templo de Isis, tras su traslado desde la isla Philae), si no en otra zona nombrada como “Abydos”(nombre tomado del planeta visitado en la serie Stargate). Lo cual impidió la correcta recarga de las baterías, al disponer de una menor exposición a los rayos solares.

Durante el mes de agosto de 2015, se prevé el máximo acercamiento del cometa al Sol, por lo que es previsible que las baterías de Philae puedan recargarse totalmente.

Ver también  18 octubre lluvia estrellas Leo-Minóridas

En palabras de Philippe Gaudon se ha “logrado un 80 % de lo que hemos intentado”. Mostrándose orgulloso de tanto de la misión Rosetta, como en particular de la resistencia demostrada por módulo Philae, el cual se mantiene operativo a temperaturas inferiores a -150ºC, a más de 320 millones de kilómetros de La Tierra.

Pese al optimismo mostrado, Jean−Pierre Bibring reconoció que los contactos todavía no son lo suficientemente estables “queremos establecer contacto con la sonda durante diez minutos y no durante diez segundos”. “Necesitamos más contactos para conocer nuestra estrategia a largo plazo”, si bien “Solo tenemos buenas noticias por el momento”.

El siguiente paso que está sopesando la ESA, sería una arriesgada maniobra de acercamiento de la sonda Rossetta al cometa 67P / Churyumov-Gerasimenko, de cara a facilitar la comunicación entre Rosetta y Philae. Lo que permitirá a esta última avanzar en los objetivos de su misión.

Según los responsables de la misión, la información que el módulo consiga enviar, ayudará a comprender los orígenes de la vida. Ya que el material de la zona de aterrizaje de Philae “es el mismo que modeló el Sistema Solar”.

Related posts

Deja un comentario